Opinión: ¿Por qué amamos a la fantasia? | La Comikeria

Opinión: ¿Por qué amamos a la fantasia?

Estimated reading time:2 minutes, 47 seconds

Muchas veces platicando con mis hermanas, mis padres, mi novia (sí, sí tengo) o algunos de mis amigos, no puede evitar saltar el tema de mis gustos por los cómics, anime, video juegos y los típicos comentarios que nunca faltan: “Esas cosas son para niños”, “madura, ya estás grande para eso”, “¿Qué nunca vas a crecer?”. Tal vez soy un romántico, pero me parece que hay muchas razones por las que nosotros podemos decir que amamos este mundo, mágico e imaginario que sólo encontramos en nuestras historietas, en nuestras películas, y valga la redundancia: en nuestra imaginación.

Es porque nos lleva a un mundo diferente donde todo es posible, donde muchas veces podemos escapar de nuestra vida común y ponernos en la carne de alguien más, de percibir sentimientos y hasta de aprender de nuestros personajes.

En mi caso mi Superheroe favorito es Superman, tal vez a muchos les parece aburrido, soso, demasiado poderoso y exagerado… Y tal vez tengan razón, pero eso no es lo que me gusta de él,  no voy a negar que es muy fuerte, pero argumentar sobre eso no es el caso en esta nota. Me encanta Superman por su sentido moral, porque teniendo el poder y la inteligencia para regir el mundo y subyugarlo, elige protegerlo y sacrificarse por él muchas veces, como lo dijo alguna vez Batman, aún siendo un alíen es el más humano de toda la liga.

Alguien que también me encanta es Spiderman, quien vive su vida basado en superarse y ser mejor persona por amor a los demás, no es un súperheroe precisamente por deseo propio, lo es porque se siente comprometido a serlo, por amor a su tío Ben, a quien alguna vez le falló y a partir de ese momento decidió no deshonrar nunca más su memoria ni fallarle a nadie más, ha fracasado muchas veces pero las mismas que se ha levantado y por eso precisamente me encanta.

Hablando del manga y anime, de entre muchas otras historias en Naruto, me encantó la historia de Maito Dai, papá de Gai Sensei, de quien podemos aprender a nunca rendirnos, aunque parezca que jamás podremos lograr nada, dentro de nosotros mismos todos tenemos el potencial para ser los mejores en algo, pues aunque él y Gai no tenían el aparente talento para ser ninjas, las enseñanzas que dio a su hijo y su estilo de vida, llevaron a alguien como Gai que para los demás era un pobre diablo sin talento a ser reconocido por el mismo Madara como el más fuerte de todos los ninjas.

De este mundo podemos resaltar muchas cosas, amor, compasión, bondad, superación, es una aventura tan basta, llena de caídas, redenciones, renacimientos, amor, principios de vida y podemos aprender tanto de ellos como de la vida diaria.

Y existen muchas historias tan bonitas y llenas de vida y sentimientos como la mejor película que podamos ver en el cine, o como cualquier buen libro que podamos leer, no por ser otro tipo de literatura es menos rica y variada.

¿Y a ustedes por qué les gusta este mundo? ¿Quién es su personaje o historia favorita? ¿Por qué?

 

 

Comenta

comments