El Cementerio Maldito | Review Sin Spoilers

El remake de la clásica película de terror de los 80’s, basada en el exitoso libro del maestro del terror Stephen King ya está aquí. ¿Podrá Cementerio Maldito llenarnos de terror?

Renovando un clásico de terror

Esta nueva entrega de Cementerio Maldito nos relata como la familia Creed, que acaba de mudarse de Boston, se intenta adaptar a la vida en un pequeño pueblo. El protagonista es Louis (Jason Clarke), quien necesitaba alejarse de su trabajo como doctor de emergencias del turno nocturno de la ajetreada ciudad y decide cambiarlo por el tranquilo trabajo de doctor en el campo, pero su esposa Rachel (Amy Seimetz) tiene un pasado que la atormenta y cuando Church, el gato de Ellie (Jeté Laurence), muere ella decide que lo mejor es ocultar la verdad y enterrarlo si que la pequeña se de cuenta.

El vecino de los Creed, Jud Crandall (John Lithgow), lleva a Louis a un terreno pantanoso que esta más allá del Cementerio de Mascotas para enterrar al gato, pero es ahí, en ese suelo maldito, donde algo acecha en las sombras y los muertos no permanecen debajo de la tierra por mucho tiempo.

Lo bueno

La actuación de Amy Seimetz es la joya de esta película, su personaje es el que tiene mayor conflicto emocional por los aterradores problemas en su pasado y ella transmite es horror a los espectadores.

John Lithgow también brilla por la forma en que pasa de ser siniestro a una buena persona y viceversa en cuestión de momentos, dandole mayor profundidad a las acciones que el toma.

Los directores, Kavin Kölsch y Dennis Widmyer, tuvieron en valor para tomarse libertades con la adaptación creando nuevos e inesperados caminos en la conclusión.

Lo malo

Si conoces el libro en el cual esta basada la cinta o viste la adaptación de 1989, tendrás tu desacuerdo con la dirección que tomaron para esta cinta. Los sustos son generados por un sonidos muy fuertes y repentinos, ya que en su mayoría son “jump scares” y las partes que desarrollan suspenso durante el primer acto no son lo suficientemente aterradoras, generando una tensión casi nula que culmina en darte cuenta de donde saldrá el siguiente susto y siendo muy predecible.

A los personajes les falta un poco más de desarrollo, sobre todo la relación entre Jud y Ellie, ya que la justificación de Jud para llevar a Louis al cementerio maldito es el amor por la niña, pero se siente como si a penas la conociera.

Veredicto

Lo que realmente salva la cinta son las actuaciones, cuando los personajes empiezan a sufrir por la perdida de Ellie (no es spoiler, esto se ve en el trailer) y pasan por las etapas de duelo, te transmiten la desesperación que ellos sienten cuando tienen que sufrir por lo peor que les podría pasar.

Es un film entretenido que no tiene problemas con usar un poco de humor negro, para relajarte un poco y así volverte a poner tenso para la siguiente escena, lo pondremos a por encima de la media tabla con un 6 de 10. La nueva adaptación llega a los cines el 5 de abril.

comments

6 out of 10
Fotógrafo/Reportero/Locutor; Amante del football americano, los videojuegos, las cosas geek y viajar en moto... #BornToBeGeek en @LaComikeria

Avengers: Endgame | Reseña sin Spoilers

Marvel Studios logra plasmar más 10 años en esta carta de amor para sus fans.

A más de diez años de que escuchamos por primera vez : – I Am Iron Man- ; se estrena la película que culmina con “La Saga del Infinito” (The Infinity Saga); y puedo adelantarles que cumple con lo que promete: un cierre épico y emotivo de esta primera década de Marvel Studios. Pero pasemos a las preguntas importantes ¿Endgame funciona cómo película solitaria? ¿Merece todo el hype a su alrededor? ¿Hay cabos sueltos? A continuación les responderemos esto y más, claro, SIN SPOILERS.

Una década de películas de superhéroes.

Quizá muchos crean que la escena post-créditos de Iron Man sólo son segundos de hype para los fans, y quizá se pensó que fuera así; sin embargo, reducirla a sólo una escena extra sería un error, ya que cambió la manera en que vemos las películas ya que desde entonces nos quedamos hasta que terminen todos los créditos de las películas de superhéroes, sean de Marvel o no.

Además, en esa escena se nos planteó un proyecto muy ambicioso y sin precedentes, reunir a uno de los equipos de superhéroes más grandes: The Avengers. Algo que Marvel supo llevar a cabo, ya que sabían que tenían tiempo para lograrlo; así que con paciencia fueron armando poco a poco su propio universo para el cine, llegando en el 2012 The Avengers y cuya escena post-créditos logró igualar a la de Iron Man; presentándonos al villano a vencer: Thanos y su cruzada por obtener las Infinity Stones o Gemas del Infinito.

La conclusión de más de 10 años.

Esta primer aparición de Thanos fue bastante fría y nos provocó creer que, como en los cómics, su ambición por conseguir las Infinity Stones era por motivos egoístas, hasta que en Infinity War se nos plantearon sus verdaderos motivos, dándonos un villano bien estructurado y cuya cruzada no era nada egoísta: traer equilibrio al universo sacrificando a la mitad de sus habitantes para así salvarlo y evitar que los mundos cayeran por un problema de sobrepoblación.

Sí, el método era algo radical, pero seguramente muchos coincidimos que quizá su plan, con algunos cambios, podría funcionar. Por lo qué una vez que logró su objetivo nos preguntamos ¿por qué deshacer esta nueva realidad si se presume es un cambio para bien? Bueno, esta es la primer respuesta que nos da Endgame. (Tranquilos, no daremos spoilers).

Durante los primeros minutos de la película se nos plantea una situación real por la cual hay que revertir la “destrucción” que trajo consigo Thanos y va un poco más allá de sólo querer revivir a los seres queridos. Lo cual se agradece ya hasta antes parecía que querían arreglar las cosas “porque si”.

Cómo en los cómics.

También desde los primeros minutos se nos plantea el cómo los héroes sobrevivientes lograrán su objetivo. Un plan que involucra situaciones que no habíamos visto dentro de las películas de Marvel pero sí en los cómics y que en papel nos parecen bastante “razonables”, pero trasladados a un live-action quizá no suenen tan coherentes. Sin embargo, lo hermanos Russo logran trabajarlo de tal manera que se sienta como algo orgánico dentro del MCU.

Sin embargo, puede que haya personas que piensen que el cómo logran solucionar el problema es algo “muy jalado de los pelos” y pues ¡claro que lo es! Pero quien diga esto olvida qué hay un “mapache alienígena” entre un montón de superhéroes con súper poderes.

Además, haciendo alusión al nombre de la película, se trata de una jugada final, desesperada y para “ganar el juego” (en el ajedrez se conoce como Endgame a la última etapa del juego en dónde quedan pocas piezas en el tablero, los peones toman una gran relevancia y el Rey pasa a ser una pieza vital para ganar el juego).

Por otro lado, debo decir que me sorprendió la toma de decisiones para con muchos personajes y su destino después de lo que vimos en Infinity War, es decir ¡jamás creí que…! ejem, cierto, sin spoilers.

El punto es que hay muchos momentos que les volarán la mente. Eso sin contar todo el fanservice con el que cuenta la película, no sólo para los fans de las películas sino también para los fans de Marvel Comics. Hay una escena en particular que me gustó mucho que va muy de la mano con lo visto en Captain Marvel y que cuando vean la película sabrán a cuál me refiero.

Una batalla de proporciones épicas.

La mejor manera de cerrar estos más de diez años de películas del MCU no podría ser sino con una batalla ÉPICA y lo pongo con mayúsculas porque en verdad lo es.

Honestamente es difícil hablar de esta batalla final sin spoilers, así que sólo diré que tuvieron que pasar más de diez años para poder ver algo así y vaya que valió la pena la espera.

No todo es tan grandioso.

Endgame dista de ser una película perfecta, independiente de que no tenga un guion profundo o cuente con algunos huecos arguméntales (que seguramente se resolverán en próximas películas o series), creo qué hay un apartado que a muchos no les gustará y es en sí todo lo que sucede antes de esta batalla final; suena algo raro de decir sin spoilers, pero sí, básicamente habrá muchos detractores que no les guste el desarrollo de la película por sentirse como algo alejado de todo lo visto con anterioridad o igual me equivoque y sea sólo mi percepción.

Por otro lado, si bien en su mayoría los efectos especiales son muy buenos, hay uno que siento falla enormemente y que es imperdonable: Hulk. Cada vez que Hulk sale a escena se nota mucho el CGI, o quizá ahora se note más debido a que es la primer película en la que más minutos está en pantalla.

Por último, debo recalcar que Endgame es tal cual una secuela de Infinity War, por lo que no funciona como película individual. Cómo llegué a esta conclusión, fácil, quien no haya visto Infinity War no entenderá qué está pasando en Endgame, ya que dentro de la película no se toman la molestia de explicarlo. Pese a ello, podrían disfrutar de la película ya que es demasiado entretenida, las tres horas se fueron como agua entre las manos.

The Endgame

Avengers: Endgame cierra esta llamada The Infinity Saga de una gran manera, se nota que fue realizada de manera quirúrgica para no fallar y vaya dejará satisfechos a los fans. Hay cierres de personajes y también hay cabos sueltos, pero para estos últimos habrá respuestas en futuras entregas de cine y televisión.

No hay escenas post-créditos, lo cual hace sentido al tratarse de un verdadero final y quizá sea en Spider-Man: Far From Home, que será el epílogo de The Infinity Saga, en donde veamos una escena post-créditos que nos muestre algo del futuro del MCU.

No cabe más que decir que Endgame es un golpe de emociones, una película por demás entretenida con momentos “WTF” y muy divertidos y encantadores. No es la mejor película de Marvel pero sí el mejor cierre de más de una década de Marvel Studios. La calificación que le daré será en proporción a otras películas de Marvel.

comments

8.8 out of 10

LA MALDICIÓN DE LA LLORONA| Reseña sin spoilers

El folklore mexicano se une al universo de “El Conjuro”, ¿qué podría salir mal?

“La Llorona” es una de las leyendas más famosas en todo México, su fama se ha esparcido y echado raíces (a veces con distintos nombres) por una gran parte de Latinoamérica y no es la primera vez que se le lleva a la pantalla grande, pero esta vez lo hace cobijada por un presupuesto hollywoodense y bajo la sombra del productor James Wan, nada menos que uno de los creadores de películas como “SAW” (2004), “Insidious” (2010) o “El Conjuro” (2013).


¿DE QUÉ TRATA?

La historia transcurre en Los Ángeles, en el año de 1973. Ana Tate – García (Linda Cardellini) es una trabajadora social que recién enviudó y se encuentra encargada del caso de Patricia Alvarez (Patricia Velazquez) una ex alcohólica con antecedentes de violencia que se encuentra en constante visita por parte de Ana para evitar el abuso de sus dos pequeños hijos, el ausentismo escolar de estos últimos prende las alertas de la autoridad y Ana encuentra a los hijos de Patricia encerrados bajo candado y con heridas en los brazos.

Ana “rescata” a los pequeños y Patricia es resguardada mientras se esclarece su conducta, lamentablemente los menores son presas de alguien más oscuro que su madre y poco pueden hacer para ponerlos a salvo, por lo que mueren, Patricia devastada, culpa de la muerte de sus hijos a Ana, pues según ella, los puso en bandeja de plata para que “La Llorona” se los llevara.

Intrigada, Ana recurre al padre Pérez (Tony Amendola) mientras que ella misma irá sintiendo los efectos de “la maldición” que ha recaído ahora sobre sus propios hijos, por lo que tendrá que recurrir a un “curandero” (Raymond Cruz), más apto en esos temas para poder salvarlos.

LO BUENO

Si tuviera que rescatar algo, sería que la película no espera mucho para mostrar escenas de “terror”, por otro lado, el diseño de personaje que tiene “La Llorona” es aceptable, aunque no es el mejor y finalmente uno que otro “jump scare” tramposo que logra su objetivo.

LO MALO

La película carece por completo del ambiente tenebroso (incluso de suspenso) que pretenden infundirnos, pocas veces “La Llorona” genera la idea de que es realmente una entidad a la cual hay que temer, reforzado además por un guion endeble (que no explica para nada el potencial de este ente maligno) y con diálogos cómicos en su personaje secundario mas interesante.

Si bien, las actuaciones se podrían considerar regulares, hay situaciones demasiado forzadas y por tanto sin sentido para que la historia funcione, que expone las debilidades de cada personaje en detrimento de su rendimiento profesional.

Se nota que la investigación acerca de la leyenda mexicana fue superficial y sin embargo los “mexicanismos” abundan, los diálogos y apellidos en español, ciertos rituales y un árbol con sus respectivas semillas sacadas de la manga pero que le convenían a la historia.

VEREDICTO

Podría continuar enumerando más defectos, pero creo que el más importante de todos es que NO DA MIEDO, culpa quizá de la poca experiencia de su director Michael Chaves y su equipo de escritores, que acabaron por entregarnos una mala historia con manufactura regular muy por debajo de los estándares a los que nos tiene acostumbrados el “Conjurverso” (y eso que últimamente no ha entregado su mejores piezas), una leyenda desperdiciada para sumarse simplemente como un episodio más de la saga creada por Leigh Whannell y James Wan (donde precisamente lo que más se extraña es el talento del primero a la hora de escribir y el talento del segundo al mando de la cámara), un episodio que pasará rápidamente al olvido.

comments

5.3 out of 10

Hellboy | Review sin spoilers

El rey del infierno regresa en una nueva película y a contestar la pregunta de todos ¿estará a la altura del personaje?

La primera vez que vi el tráiler de la nueva película de Hellboy tuve mis dudas ¿por qué?, siendo honesto, es porque las entregas que nos dio Guillermo del Toro con este mismo personaje son enormes en muchos aspectos y tratar de llenarlos parecía una misión suicida o una que pondría en lo más alto a las personas que lo hicieron.

Pero cuando supe que el mismísimo Mike Mignola había ayudado a la creación de esta nueva entrega una parte de mí empezó a creer que podría ver una película digna del cómic y qué decir cuando vi que tenía clasificación R, ¡El rey ha vuelto en todo su esplendor lleno de violencia y la obscuridad que lo hace tan único¡

Fue esta promesa con la que fui a ver Hellboy, lleno de esperanzas para ver una nueva entrega que esté al nivel de las pasadas pero sobre todo… del cómic. Pero el resultado final de esta entrega es todo un caos, no tiene pies ni cabeza y provoca que las pocas cosas buenas que tiene sean enormemente opacadas por el mar de errores que tiene.

Lo bueno.

Como tal, la película cumple con la promesa de una entrega llena de violencia dina de una película gore. Está llena de acción que por momento logra entretenerte y que olvides lo mala que es la historia. Esto junto con el buen soundtrack que tiene logra darte la imagen ideal del personaje de Hellboy, este demonio todo rudo que no tiene miedo de ensuciarse las manos.

También las actuaciones son un punto fuerte de la película, David Harbour hace un muy buen trabajo con la piel de Hellboy, nos muestra este personaje que constantemente está en conflicto con su naturaleza y busca maneras de conectarse con los demás y con su parte humana.

El resto de los actores también hacen un buen trabajo, hasta la misma Milla Jovovich tiene buenos momentos como la Reina de la Sangre, de hecho sientes que todos tienen un gran potencial pero al final todo este potencial es tirado a la basura de la manera más triste de todas.

Lo malo.

Si ya tienes buenos actores y buenas actuaciones ¿qué es lo que te puede hacer fallar como película? La respuesta es un mal guión, cosa que tiene. Más de la mitad de los diálogos del protagonista son chistes y la mayoría son muy malos y se sienten sumamente forzados.

Si a todo este humor forzado metemos un mal desarrollo de personajes nos da como resultado una mezcla que no ayuda en nada a la historia, la cual por momentos sientes que no tiene ni pies ni cabeza, que solamente se enfocaron en hacer las escenas de acción cool y el resto de la historia lo dejaron al último y buscaron la manera de enlazar toda la acción de la manera más sencilla posible.

El desarrollo del mismo protagonista es muy pobre, solamente se enfocan que hacerlo el chico malo y sarcástico. Nunca ahonda en su personalidad conflictiva y cuando intenta hacerlo se queda a medias y llega otra escena de acción y chistes malos.

La relación entre los personajes es algo que tampoco está bien definido, entre todos estos chistes nunca tienen un momento para establecer un vinculo. Esto pasa con todos, hasta con Hellboy y su padre, no sientes esa inercia que los hace trabajar en equipo, solamente los ves tratando de insultares y tomando ordenes de malas.

Otro error que sale a relucir es la edición de la película, por momentos tiene varios cortes en una misma escena y esto hace que te preguntes más de una vez ¿qué está pasando? Si a este “error” de edición que tiene la película metemos un diseño de personajes o efectos especiales que no sale a relucir provoca que solamente estés esperando a que la película llegue a su final.

Veredicto.

Hellboy es una película caótica que falla en lograr que te intereses por la película y aunque esté muy apegada al cómic y sientas que están todas estás referencias a las personas que lo han leído. Hay un gran ola de errores que no ayudan en nada; un mal guión, un mal desarrollo de personajes y escenas caóticas que pueden llegar a confundir al espectador.

Dentro de todo este horror de película, hay un gran potencial, ya que da entrada a más entregas. Si lo toman como una experiencia para aprender de todos sus errores puede que en un futuro tengamos una película digna del personaje.

comments

4.5 out of 10