GLASS: ¿Valió la pena esperar 19 años? | Reseña sin spoilers

M. Night Shyamalan cierra su trilogía con un capítulo que generará mucha controversia.

Para algunos, el solo nombre del director es ya un signo de advertencia, sin embargo, retomó la confianza de fans y detractores con “Split” (2016), que regresó a Shyamalan como el rey de los giros de tuerca, lo que a su vez provocó que las expectativas sobre la nueva entrega (y culminación de la trilogía) se elevaran a niveles estratosféricos y la gran pregunta es: ¿está a la altura? Su actual 35% de calificación en Rotten Tomatoes nos dice que no, pero yo opino parcialmente diferente.

David Dunn (Bruce Willis) lleva años como justiciero nocturno, los medios lo llaman de diferente manera, pero “El Centinela” es el que más le agrada, una figura encapuchada que sale por las noches a corregir el mal, hasta que surge “La Bestia” (James McAvoy), su contraparte natural que no tiene otra finalidad mas que la de “limpiar” el mundo de los “impuros”, es decir, personas que nunca han sufrido en su vida. Ambos son apresados y llevados a una institución psiquiátrica, lugar en el que son atendidos por la doctora Ellie Staple (Sarah Paulson) para curar su “delirio de grandeza”, mismo lugar en el que “casualmente” se encuentra recluido desde hace años “Mr. Glass” (Samuel L. Jackson) a quien mantienen sedado y en un estado mas bien hipnótico. Poner a estos tres personajes en un mismo lugar no es buena idea y posiblemente la humanidad sufra las repercusiones.

“LA BESTIA”, “MR. GLASS” Y “EL CENTINELA”

LO BUENO:

El regreso del reparto original, lo que le da un aire de continuidad de manera efectiva a la historia.

La maravillosa actuación de James McAvoy quien ya había dejado clara su calidad y camaleónica actuación en “Split” pero que junto con el director dan un paso más y sorprenden a todos con su cambios instantáneos “físicos”, de acento o personalidad, el trabajo corporal del escocés lo pone claramente como uno de los mejores actores de su generación.

La fotografía, con cuyos colores ubica a cada uno de los participantes en un ambiente adecuado para su desarrollo.

La música y sonidos incidentales que permean la atmósfera del sentimiento necesario para las escenas.

El sello de la casa de M. Night Shyamalan (del cual no puedo decir más para evitar spoilers).

LO MALO:

La lentitud con que la historia avanza, es decir, ya tuvimos dos películas para saber las intenciones de los personajes, su “origen” por así decirlo, y sin embargo Shyamalan se toma un largo tiempo para de nuevo contrariar y confundir al público, aderezado además con humor innecesario y hasta (por momentos) una sobreexplotación del talento de McAvoy.

El guión se explica demasiado a sí mismo, no solo subestimando al público sino llenando la historia de situaciones o diálogos vacíos y repetitivos de los personajes.

El manejo de la cámara no es el mejor, si bien es arriesgado e incluso “experimental” hay tomas y ángulos completamente fuera de lugar y que visualmente en lugar de sorprender molestan y estorban en el desarrollo estético de la narración.

Casey, el personaje de Anya Taylor-Joy, quien había dado una interpretación formidable en “Split” regresa totalmente carente del “carisma y fuerza” que transmitió en aquélla para formar en esta un papel más bien de relleno que junto con los demás personajes secundarios podían (narrativamente hablando) dar más de sí.

VEREDICTO:

Sentimientos encontrados y polémica es lo que ha generado en mí. Con todo lo malo, “Glass” es una película que me gustó mucho aunque técnicamente está lejos de ser el mejor trabajo del director, que desesperanzado y desilusionado vi como la primera hora transcurría sin otro destino más que el fracaso, pero que tiene un tercer acto que casi rescata todo lo demás, con momentos para que los amantes de los cómics rían y se enfurezcan por igual, maravillosas actuaciones bajo el yugo incierto de un director adicto a los finales sorpresivos, pero que en este caso, casi logra salirse con la suya. Recomiendo mucho que vayan a verla, confíen en que la primera hora solo les está pavimentando el terreno para algo mucho mejor, sobre todo si son fanáticos de sus entregas anteriores o del director en general, si bien no cumplirá quizá con las expectativas de todos, cierra dignamente una trilogía de un director que desde siempre se ha arriesgado a escribir historias diferentes (no siempre del agrado popular).

comments

7.5 out of 10

Top5: Veces en las que Star Wars nos ha decepcionado

“Misa no le gusta esto”.

Hablar de Star Wars es hable de un gran legado que ha trascendido más allá de las películas de fantasía espacial, es tan grande y tan amada esta franquicia que lo fans estamos dispuestos a consumir todo lo nuevo que haya a su alrededor, muchas veces nos han sorprendido y les hemos aplaudido a lo responsables, en otras, lamentablemente nos han decepcionado a tal grado de que muchos han llegado a decir que “arruinaron a Star Wars” y aunque esa afirmación no es cierta ya que las películas y demás obras que han hecho de Star Wars lo que ahora es siempre van a existir, resulta curioso hacer un repaso a algunos de los momentos en los que la mayoría de lo fans se han sentido decepcionados con la franquicia.

Jar Jar Binks.

No podíamos empezar este conteo sin la “primera vez” en que se dijo que “habían arruinado a Star Wars”: el Episodio I; muchos fans se quejan de que el inicio de las precuelas fue tedioso y malo y en su mayoría se lo atribuyen a un solo personaje, Jar Jar Binks, un gungan nativo de Naboo cuyo único objetivo en la película parecía que fuera ser el comic relief, sin embargo, trascendió a ser “la brecha” para unificar el pueblo de Naboo y liberarlo de los Separatistas. No obstante, será recordado como el personaje que George Lucas quiso meter a la fuerza solo para probar lo avances tecnológicos. (En lo personal, creo que el Episode I es una buena cinta de Star Wars y muy importante por el hecho de tener a Darth Maul, el duelo al final de la película y “Duel of the Fates”).

EA y las micro-transacciones.

Después de que EA lograra que Disney le diera la “exclusividad” para los juegos de Star Wars, la compañía se puso a trabaJar en el remake de Star Wars Battlefront, el cual tuvo un recibimiento tibio, aún así vendió bien para que se anunciara una secuela, la cual, al igual cómo otros juegos de esta compañía, iba a tener micro-transacciones, es decir, pagar un costo extra por trajes, armas, personajes; y sin bien todo este contenido también podía desbloquearse jugando, para ello había que pasar una cantidad absurda de horas jugando, “obligando” a los jugadores a pagar; esto obviamente no le gustó a los fans, más cuando el contenido iba a ser prácticamente “pay to win”. Si bien al momento de su lanzamiento EA retiró las micro-transacciones, el daño estaba hecho y Battlefront II no vendió tan bien, pese a ser un muy buen juego. Por fortuna EA se remidió con Jedi Fallen Order.

Cuando todo lo anterior a Disney dejó de ser canon.

Si bien la compra de Lucasfilms por parte de Disney nos trajo una nueva trilogía, The Mandalorian, Rogue One o Jedi Fallen Order, el precio para llegar a estos fue eliminar todo, o casi todo, el canon de Star Wars con excepción claro de la trilogía original, las precuelas y algunas series. Antes de esto, de alguna manera todos lo cómics, juegos, libros, series etcétera, convivían entre sí dentro del universo de Star Wars, en distintas épocas, momentos y lugares, pero todo era canon; después de que los derechos pasaran a Disney, cosas como Shadows of the Empire y Knights of the Old Republic ya no forman parte del canon.

Cuando dejaron a Solo “morir” sólo.

Ok, no soy el único que piensa que Solo: A Star Wars Story es una buena película, no la mejor, pero sí es más de lo que esperábamos; pese a ello, esta cinta parecía que desde su anuncio estaba destinada al fracaso. No sólo porque los fans o fanboys estaban enojados con que Alden Ehrenreich fuera el joven Han Solo, sino que además, pareció que a Disney no le importó darle la publicidad que debió, aunado a que varios fans estábamos decepcionados (y heridos) con The Last Jedi; Solo es quizá la película de Star Wars de la que menos se habla.

Star Wars: The Last Jedi.

Se tenía que decir, The Last Jedi es el reflejo de las malas decisiones de Disney y quizá su mayor fracaso; y no lo digo yo, los ejecutivos de han admitido que se tomaron mala decisiones con prisa, pero el mayor reflejo del fracaso está en sus números, ya que los productos de The Last Jedi son los menos vendidos, y este error ha traído como consecuencia que la mayoría ya no quiera nada de la nueva trilogía, lo cual se nota al ver cómo las figuras de The Rise of Skywalker no se venden como las de The Mandalorian. Si bien The Last Jedi tiene grandes escenas o momentos como el combate de Rey y Kylo contra los Pretorianos, un par de escenas no justifican a esta película, yo sé que a muchos les gustó, pero insisto, los números no mienten.

Al ser Star Wars una franquicia tan grande como lo es y que ha vivido desde finales de los 70’s, es lógico que tenga tropiezos, pero estos de ninguna manera han arruinado lo que Star Wars es; así que, se vale que algo no nos guste, pero no se vale tirar hate.

comments

¿Ya no harán la película live-action de Akira?

Para muchos, estas son buenas noticias.

Actualmente, “Hollywood” ha decidido hacer remakes, secuelas o adaptaciones live-action de queridas obras con las que hemos crecido, incluyendo nuestros amados manga o anime, como Akira; sí, la obra de Katsuhiro Otomo estaba en planes de Warner Bros. para hacerse una adaptación live-action en el cine y digo que estaba, porque recientemente fue revelado que Warner la ha sacado de su lista de próximos estrenos.

Originalmente, Warner Bros. planeaba estrenar la adaptación live-action de Akira el 21 de Mayo del 2021, sin embargo, Warner la ha quitado de dicha fecha para sustituirla con “Matrix 4”; el motivo, el director elegido para Akira, Taika Waititi, se encuentra trabajando en Thor: Love and Thunder.

No estamos seguros si esto sea definitivo o cuando Waititi se desocupe se inicien grabaciones, pero sin duda, parece que es el destino quien no quiere que veamos esta adaptación live-action, ya que desde el 2002 que Warner adquirió sus derechos, se ha tratado de hacer sin que a la fecha se haya concretado, por el momento, se ha retrasado de manera indefinida.

Fuente.

comments

¡Snyder libera una nueva imagen de Superman!

¡Liberen el condenado Snyder Cut!

Si 2019 va a ser recordado por algo, será por todas las imágenes, datos e información que se ha liberado del Snyder Cut y el hype que ha aumentado con cada uno. Bien sabemos que Warner ha dicho que no piensa gastar dinero en liberar esta película, pero esto no ha evitado que el director que llevaba la batuta de este universo cinematográfico de DC siga liberando material.

Y ahora tenemos una de las imágenes que posiblemente nos aumente a todo el hype y es nada más y nada menos que Superman con su famoso traje negro.

Junto con la imagen, Snyder también ha dicho que pensaba usar este traje en la segunda película de Justice League y que no se usó en la primera porque se le hacía lógico que el traje clásico de Superman fuera el que se uso en su funeral.

Así que sí, amigos, íbamos a tener el traje negro del último hijo de Krypton que vimos en el cómic cuando el personaje regresó de la muerte provocada por Doomsday. Y mientras veamos a los fans, los actores y al mismo director seguir presionando para que se libere el Snyder Cut, solamente nos queda imaginar qué es todo lo que pasaría en el universo cinematográfico de DC.

Fuente

comments

RRSS