“¡NOP!” | Reseña sin spoilers

¿Aguda crítica o cínica estafa? Ya pudimos ver la nueva película de Jordan Peele y acá te contamos si vale la pena o “¡NOP!”.

Hace poco más de tres años me preguntaba acerca de las posibles habilidades de embaucador del director y escritor neoyorquino cuando tuve oportunidad de reseñar su segunda película “Us”, y es que la trama escondía una crítica social, muy fiel a su estilo, que pretendía maquillar los excesos y errores de una historia que arranca bien, pero se pierde en sí misma.

Al parecer Jordan Peele no tiene intención alguna de cambiar estrategia, solo cambió ligeramente de objetivo y se le va a la yugular (bueno, más o menos) a la cultura del espectáculo y el morbo, el día a día de las personas con dispositivos con cámara en mano y la posibilidad (o deseo) de convertir cualquier suceso en viral, pero ahora está apoyado de un presupuesto millonario, una loca idea, la cinematografía con cámaras IMAX de Hoyte Van Hoytema (“Tenet”, “Spectre”, “Interstellar”), la música de Michael Abels (“Get Out”, “Us”), un reparto mínimo pero talentoso y muchas otras bondades técnicas que son más que evidentes dentro de una historia que no dejará de dividir al público entre los que la amarán o saldrán completamente decepcionados.

¿DE QUÉ TRATA “¡NOP!”

La historia nos presenta a la familia Haywood, descendientes de una tradición generacional que se remonta a los inicios del cine (o antes para ser precisos) y es que el pionero de la fotografía Eadweard Muybridge fue el autor de una secuencia de fotografías que mostraban a un caballo y su jinete en “movimiento”, el jinete es (de manera ficticia) el primero en la línea familiar de los Haywood, por lo que perpetuando el apellido en el cine, son ahora el padre Otis (Keith David), el hijo OJ (Daniel Kaluuya) y la hija Emerald (Keke Palmer) quienes se dedican al adiestramiento de caballos para su aparición en películas, comerciales y entretenimiento en general.

Muy temprano en la historia, ocurre un extraño fenómeno que cambia la vida de la familia y los coloca en serios problemas económicos, la desesperación comienza a apoderarse de ellos, pero es quizá el origen del mismo fenómeno que les trajo la desgracia en primer lugar, también la solución para sus problemas, si es que logran comprobar su existencia. De manera paralela conoceremos también a Jupe (Steven Yuen) un ex niño estrella que resultó ser el único sobreviviente de una masacre en un estudio de grabación a manos (o patas) de un chimpancé, los caminos y antecedentes de todos los personajes no se entrecruzan de manera casual y llegan en un momento crucial en la vida de la humanidad en donde la fama y el dinero se antepone a cualquier otra cosa.

LO BUENO

El enorme presupuesto de casi 70 millones de dólares se ve inmediatamente reflejado, haciendo de esta película no solo la más ambiciosa sino también la (visualmente) mejor lograda en la corta carrera de Jordan Peele, es este mismo párrafo en donde se tendrá que repetir el talento de Hoyte Van Hoytema para la presentación estética de toda la historia que deja claro, por un lado, el aspecto casi desértico de un rancho en California y sus enormes paisajes, y por otro, los momentos nocturnos que solo esconden aquello estrictamente necesario para intentar construir tensión y suspenso, además del cambio de aspecto para los momentos de flashback que le dan respaldo a la historia.

Afortunadamente tuve la oportunidad de presenciar la función en pantalla IMAX, lo que resalta no solamente los elementos arriba citados sino que dan oportunidad de que disfrutemos enormemente del trabajo de Michael Abels y su score, departamento importante para aumentar el gran espectáculo que el director se propuso ofrecer.

Extrañamente casi no hay momentos en los que el reparto pueda lucirse, pero su trabajo es en general cumplidor.

El guion tiene la amabilidad de ser fluido a pesar de que se toma su tiempo en construir el entorno que les da vida y sustento a las decisiones de sus personajes, no se salva de ciertas condescendencias que están ahí solo para que la historia continúe pero son las mínimas en medio de toda la narrativa y espectacularidad que nos presenta.

LO MALO

El hecho de que la película se recargue en su belleza técnica y visual deja a un lado ciertos elementos narrativos, pero sobre todo hace más difícil discernir la característica crítica social del director, aunque en otros momentos es demasiado burda y obvia, lo que además resulta en un discurso algo hipócrita ya que (por ejemplo) señala el uso indiscriminado de animales para el entretenimiento, pero usando animales; o la crítica de la desgracia como entretenimiento; el capital por encima del peligro, muy a la “Jurassic Park” (1993), cuando por otro lado “Universal Studios” ya añadió a su tour de atracciones el set de esta película. Todo lo anterior y retomando el inicio de esta reseña, sigue sin dejarme claro si Jordan Peele es un genio con un sentido del humor muy particular, o solo un ilusionista que quiere que pensemos eso.

Si bien en párrafos anteriores mencioné el score como uno de sus puntos altos, los sonidos incidentales (al menos en IMAX) resultan molestos, pero sobre todo tramposos en el armado de jumpscares facilones que (en un inicio) se sienten forzados al tratar de esconder la naturaleza de la amenaza a la que se enfrentan los personajes.

Sin entrar en detalles para evitar spoilers, el diseño de la amenaza también deja mucho que desear, independientemente de su misterioso origen o más extraños comportamientos que no cuadran del todo en lo que el propio universo de la película plantea.

El guion es por momentos magnífico en su dosis de terror/horror (más que nada alrededor de los episodios que tienen que ver con el chimpancé), pero como en las obras anteriores de Peele, no se salvan de ciertos momentos humorísticos (voluntarios o no) que impiden que esta tensión se mantenga, el horror visual es más que evidente, pero se pierde totalmente el de ambiente, que es a veces el que nos persigue por las noches.

El tercer acto es sin duda el más impresionante de toda la historia, lamentablemente se estira demasiado y su cierre es más bien ridículo, de nueva cuenta aquí entrará la percepción individual de cada uno de los espectadores que acepten o no subirse al juego de diversiones diseñado por Peele para su entretenimiento.

VEREDICTO

En entrevistas Jordan Peele ha declarado que el guion de “¡NOP!” fue concebido en el punto más álgido de la pandemia, ante la preocupación del futuro de la industria y el deseo del director de crear una historia que trajera de vuelta al público a una sala de cine y no me cabe duda de que visualmente estuvo muy cerca de su objetivo, es su particular estilo narrativo lo que va a terminar por dividir opiniones, así como su intento de crear un espectáculo para criticar al espectáculo que quizá resultaba mejor idea plasmada en papel.

La mercadotecnia (aunque para ser justos no es culpa de la película) no está llevando por la vía del terror/horror (y hasta Sci-Fi), conforme a los trabajos anteriores del director, un tráiler (totalmente oficial y que no pondré aquí) devela casi toda la trama y está armado como una historia de supervivencia, de manera muy superflua yo colocaría a la película más por el lado de la sátira, una crítica social disfrazada de película de género que (fuera de su discurso), no debe ser tomada tan en serio si es que la quieren disfrutar más.

Las expectativas son altas para esta película, hay que agregar también que el estreno a México llega casi un mes después en comparación con otras partes del mundo, la crítica la está elogiando pero el público está dividido, lo anterior es muy simple: sus méritos técnicos son muchos, pero los narrativos no tanto, Jordan Peele creó un parque de diversiones complicado, en el que el cerebro debe esconderse para que lo gocemos completamente, pero debe estar atento también para que no se nos escurra la crítica social que presenta entre tanto misterio (al principio) y extravagantes efectos especiales (al final).

Dicho lo anterior no me queda más que invitarlos a que sean ustedes mismos los que decidan si este es un evento cinematográfico que marcará a las generaciones venideras (como lo intenta descaradamente emulando a “Tiburón” de 1975), una historia que dará paso a la discusión acerca de los temas que sutilmente abarca o simplemente una llamarada de petate con grandes y elocuentes efectos especiales que olvidarán una vez que abandonen la sala, yo lamentablemente estoy del lado de los últimos, pero ya veremos en qué lugar la coloca el paso del tiempo.

comments

7 out of 10

Forever”

Con algunos posibles spoilers.

Estamos en la recta final de este 2022 y todo indica que el MCU lo cerrará de la mejor manera con el estreno de Wakanda Forever, secuela de Pantera Negra en la que se nos plantea la muerte del Rey T’Challa y el cómo el mundo y sobre todo Wakanda, lidian con este hecho; ahora, llega un nuevo tráiler en el que se nos muestra un mejor vistazo a Namor, Iron Heart y la nueva Pantera Negra. Chéquenlo y emociónense con nosotros.

Wakanda Forever se estrenará el próximo 10 de noviembre.

comments

“SONRÍE” | Reseña sin spoilers

El director Parker Finn tiene toda la intención de demostrar que hasta una sonrisa puede causar terror ¿Lo Logró? Te contamos qué tal está ‘Sonríe’ sin spoilers.

Es común que el terror escoja un elemento inocente y hasta festivo para colocar encima un miedo indescriptible, Stephen King lo hizo con los payasos, Wes Craven lo hizo con los sueños, incluso Ari Aster y su “Midsommar” (2019), lo hizo hace poco con un festival de verano. La batalla para coronarse como la mejor película de terror de este año está reñida y Parker Finn elige el mismo camino de los anteriores, escogiendo una sonrisa para personificar el mal que se encargará de sembrar el miedo y las pesadillas en sus espectadores.

Si bien la película carga con un “pecado” de manera original al ser planeada para lanzarse directamente a streaming, vale la pena también mencionar que sus méritos visuales y técnicos merecen la oportunidad de presentarse en pantalla grande, pero no se salva de otros defectos que abordaré posteriormente.

¿De qué trata “Sonríe”?

La doctora Rose Cotter (Sosie Bacon) es una psiquiatra que se inclinó a su profesión después de un trágico episodio que ocurrió en su niñez, este evento traumático la ha perseguido toda su vida y busca a través de su labor resarcir lo que ella cree que fue su culpa, una mañana llega al hospital Laura (Caitlin Stasey), una joven que presenta una conducta errática días después de haber presenciado el brutal suicidio de un maestro en la Universidad, Laura describe que “algo” la está siguiendo, ese “algo” toma formas humanas pero la constante es que presenta una inquietante sonrisa, eso no es lo único, una vez que ves “la sonrisa” solo quedan algunos días para que llegue el suicidio de quien lo padece.

Rose comienza a tener aparentes alucinaciones, pero poco a poco descubrirá que no es un padecimiento psicológico lo que tiene, sino algo más terrible y oscuro, el tiempo se agota y su vida ahora pende de un hilo.

LO BUENO

Como comentaba al principio podría esperarse una calidad algo menor tomando en cuenta que se pensó para lanzarse directamente al streaming, sin embargo quizá por eso mismo vale la pena resaltar que el equipo logró darle un acabado más que decente para la pantalla grande, la cinematografía de Charlie Sarroff (“Relic”) es incluso propositiva, con un buen uso del color y movimientos de cámara temerarios que funcionan bastante bien y a favor de la narrativa.

El maquillaje acierta en todos los aspectos, pero sobre todo en la parte de disminución física por parte de la protagonista, así como algunos otros elementos en los que no quisiera entrar en detalle para evitar algún spoiler, lo que me lleva inevitablemente al departamento de efectos especiales que en general es más que efectivo, dotando a varias escenas de la violencia y credibilidad necesaria como para que el espectador entre cierre los ojos de vez en vez, tiene sus detalles y lamentablemente no todos son perfectos pero la película sale bien librada.

Normalmente la parte de los jumpscares correspondería al rubro de “lo malo”, en el caso de esta película creo que cumplen bastante bien su objetivo, no son del todo forzados y es el pretexto perfecto para su siguiente bondad que es el departamento de sonido, la música incómoda e inquietante de Cristobal Tapia de Veer y en general el diseño de audio que rodea los momentos más siniestros, es posiblemente lo que más valga la pena si es que tiene pensado verla en una sala de cine.

Sin ser del todo original, el guion es bastante hábil como para mantener nuestra atención por las casi dos horas de historia, resultando en un producto entretenido para aquéllos que están en busca de un buen susto rumbo a Halloween.

LO MALO

El guion arranca bien pero se torna predecible y derivativo, tanto que ni siquiera me atrevería a mencionar las películas que les saltarán a la memoria una vez que la estén viendo por el riesgo de que se conviertan en potenciales spoilers y les arruine la experiencia, en este sentido y a pesar de que resulta en un producto entretenido, la originalidad no es su fuerte y quizá por eso el esfuerzo de compensar con otros elementos visuales que hacen la película disfrutable.

Es por lo anterior también que la película tiene poco que ofrecer a los más asiduos al género, a quienes no les bastarán los constantes jumpscares, y es que la narrativa descuida bastante el ambiente, optando por un terror más frontal y básico que depende de lo que vemos, en lugar de construir algo que siembre el miedo tan buscado por los espectadores más exigentes.

Aunque las actuaciones son de regulares a buenas, es el constante alivio cómico que pretende bajar las defensas de los espectadores los que no funcionan del todo, incluso los actores se notan como en otra película, con diálogos y situaciones algo ridículas, que más que traer el alivio y descanso esperado, es incluso un distractor que no cohesiona con el resto de la historia.

VEREDICTO

Esta nueva propuesta de terror tiene los elementos justos como para resultar satisfactoria con los no tan acostumbrados al género, los que no tengan el suficiente nervio para el tipo de película y sobre todo si se desconoce los títulos a los que narrativamente resuena. El espectador casual del terror será atacado con los constantes jumpsacares que cumplen su objetivo en una historia simple, pero que por ello se sostiene hasta el final.

Que nos los aleje la clasificación “B-15” que le otorgaron a la película, es verdad que está lejos del gore y violencia más gráfica que hacen babear a los fanáticos de la sangre y tripas, la película roza los límites de su clasificación y será efectiva al momento de presentar escenas de impacto que acompañan su intención de generar miedo visual en el público, por el lado serio y de subtexto (como tantas otras películas de horror), aborda la culpa y los traumas generacionales (¿otra vez?) que no nos dejan avanzar como personas, en ese sentido una mayor exploración del “villano” con respecto a esta selección de víctimas hubiera sido algo que se agradecería y que podría ampliar el discurso, pero el equipo se quedó a la mitad y será un tema del que se hablará apenas (igual que aquí).

“Sonríe” se agrega a la lista de películas que año con año pretenden colocarse en el corazón de los fanáticos del horror/terror, enfrente tiene rivales muy dignos (y otros no tanto) como “Escalera al infierno”, “X”, “Maleficio”, “Teléfono Negro” o hasta “Nop” (entre muchas otras), pero aún le quedan unos cuantos estrenos a este año para disputarse el sitio de honor, por eso los invito a que acudan al cine y decidan por ustedes mismos en qué lugar quedaría en su lista personal.

No me queda más que recordarles que la película llega a salas nacionales a partir del 29 de septiembre y no duden compartir su opinión con el #sonríe, sobre todo en Instagram en donde Paramount México les tiene preparados un efecto especial que encontrarán como “SONRIEMX” y sean parte de esta inquietante sonrisa.

comments

7.2 out of 10

Evangelion: 3.0+1.01 Thrice Upon A Time | Reseña libre de Impactos y spoilers 

El final de una era como se debió haber visto desde un inicio.

Hace poco más de un año que se estrenó Evangelion: 3.0+1.01 Thrice Upon A Time en cines de Japón y varias partes del mundo, lamentablemente a nuestra región no llegó a la pantalla grande sino que fue directamente a streaming, por fortuna, nuestros amigos de Konnichiwa! Cinépolishan hecho posible el deseo de todos los fans de este anime y ahora la podremos disfrutar en México y Latinoamérica como debió ser desde un inicio, en las increíbles pantallas de Cinépolis, incluyendo IMAX y 4DX y en esta reseña les cuento el porqué deben de volver a ver la increíble conclusión de Evangelion, pero ahora en cines y si no la han visto, es la ocasión perfecta.

El fin de una era.

Evangelion: 3.0+1.01 Thrice Upon A Timees la cuarta película de la franquicia y LA conclusión de Neon Genesis Evangelion, por lo que SÍ es necesario haber visto al menos las tres películas anteriores para entender (o al manejo “medio” entender o saber lo qué está pasando) está última cinta (con todo y el mini resumen qué hay al inicio) y aunque hayan visto ella serie o leído el manga, en nada les ayudará, ya que aunque la serie, manga y las películas aguardan similitudes, en un punto de sus historias cambian ciertos detalles que hacen que sus finales sean distintos; por ejemplo, la primera película es casi un resumen de los primeros capítulos de la serie, pero para la segunda película pasa algo que no vemos en al serie que hace que la tercera cinta sea algo completamente distinto a todo lo demás.

Dicho lo anterior y como en su momento lo dije, Evangelion: 3.0+1.01 es la conclusión que todo fan de un anime esperaría ver: cierra la historia debidamente, “explica” todos los “agujeros” que hubo a lo largo de las películas, tiene un gran desarrollo de personajes y por supuesto, tiene una increíble animación que debe de apreciarse y disfrutarse en cine.

Y digo que “explica” entre comillas porque al igual que en la serie o en el manga, la película no nos regala nada ¿qué quiero decir? Que debemos estar atentos a las reacciones de los personajes, a los simbolismos, a las metáforas y a los detalles que se nos llegan a presentar en escenas de un segundo, para entender todo  lo que está pasando dentro de la cinta, así que sí, Evangelion: 3.0+1.01 es una de esas películas que se deben de ver dos veces por si no notamos algo y ¡qué mejor manera de volverla a ver sino en cine!

Aunque claro, desde un punto de vista objetivo, todo el trasfondo de la historia: las motivaciones de los villanos, la evolución de los personajes, etcétera,m; son muy fáciles de entender o ver una vez que le quitamos toda la mitología “divina” que gira alrededor del anime, por lo que es entendible que muchos consideren a Evangelion como una obra “sobreexplicada” o inclusive presuntuosa, pero parte de su magia es precisamente toda la fantasía que gira en torno a los EVA y su mitología católica; lo que quiero decir es que si son detractores de Evangelion, esta película no los hará cambiar de parecer, en cambio, para los fans, es una maravilla llena de acción, metáforas, escenas contemplativas, una bella animación y un gran soundtrack.

¡Pilotea el EVA!

Quizá muchos piensan que por haber visto esta película en servicios de streaming desde hace un año, ahora ya no valga la pena, y no podrían estar mas equivocados, ya que ver Evangelion: 3.0+1.01 en las pantallas de cines es toda una experiencia completamente nueva que en nada se compara con haberla visto en nuestros televisores.

Y más aún, en salas 4DX es una experiencia aún más alucinante y es que gracias a la tecnología 4DX de Cinépolis, podemos pasar de sentir que estamos en la cabina de un EVA a  experimentar lo que sería estar presenciando la pelea entre mechas en vivo, ya que los efectos de la sala no son los mismos para cuando vemos las escenas en que los EVA están pelando en el aire a cuando sentimos la pisadas de esos gigantes en tierra, (es como haber estado dentro de la cabina con Mary cuando pilotea su EVA como si fuera su tráiler).

Algunas piedras en el camino.

Quizá el único “pero” que le pondría a la película es que, tras la primera escena de acción, baja considerablemente el ritmo de la película, lo cual podría aburrir a muchos espectadores y es que el lapso de tiempo hasta que se llega a la siguiente batalla o momentos de tensión/acción se puede llegar a sentir algo largo, pero los fans sabemos que es algo que suele pasar en la obra de Hideaki Anno.

Conclusión.

Evangelion: 3.0+1.01 Thrice Upon A Time es una cátedra de cómo debe concluir una serie/anime/saga que es tan popular y amada a nivel mundial: respeta a sus personajes, historia y a su público; y aunque se trata de una película de mechas llena de simbolismos y metáforas y por demás fantasiosa, el mensaje que Hideaki Anno quiso transmitir es claro respecto al crecimiento y superación personal (más otros factores que descubrimos a lo largo de la cinta) y verla ahora en cines y más en 4DX, es una experiencia única que ningún fan de Evangelion o de los mechas: la cinta se estrenará en las salas de Cinépolis de México este 29 de septiembre y en pantallas IMAX y 4DX el 06 de octubre y recuerden que con su boleto obtendrán un boleto coleccionable.

comments

9.9 out of 10

RRSS